HISTORIA DE BENIEL

España es un problema de cultura

 

 

En el despacho de mi amigo Prof. Dr. José Antonio Lozano Teruel, ex-rector de la Universidad de Murcia, y en el despacho de mis amigos Prof. Dr. Julián Castillo Sánchez y Prof. Dr. Obdulio Benavente-García García, de la empresa NUTRAFUR, hay una foto de Ramón y Cajal y un texto firmado por él que dice:

 

 

"Se ha dicho hartas veces que el problema de España es un problema de cultura. Urge, en efecto, si queremos incorporarnos a los pueblos civilizados, cultivar intensamente los yermos de nuestra tierra y de nuestro cerebro, salvando para la prosperidad y enaltecimiento patrios todos los ríos que se pierden en el mar y todos los "talentos que se pierden en la ignorancia"

 

Ramón Cajal

 

Madrid, 12 de Mayo de 1.922

David Jiménez hace en su blog un analisis también sobre el problema de España:

 

Reconocer que el principal problema de España no es Grecia, el euro o la señora Merkel. Admitir, para tratar de corregirlo, que nos hemos convertido en un país mediocre.  

 

Ningún país alcanza semejante condición de la noche a la mañana. Tampoco en tres o cuatro años. Es el resultado de una cadena que comienza en la escuela y termina en la clase dirigente. Hemos creado una cultura en la que los mediocres son los alumnos más populares en el colegio, los primeros en ser ascendidos en la oficina, los que más se hacen escuchar en los medios de comunicación y a los únicos que votamos en las elecciones, sin importar lo que hagan. Porque son de los nuestros. Estamos tan acostumbrados a nuestra mediocridad que hemos terminado por aceptarla como el estado natural de las cosas. Sus excepciones, casi siempre reducidas al deporte, nos sirven para negar la evidencia.

Mediocre es un país donde sus habitantes pasan una media de 134 minutos al día frente a un televisor que muestra principalmente basura. Mediocre es un país que en toda la democracia no ha dado un presidente que hablara inglés o tuviera mínimos conocimientos sobre política internacional. Mediocre es el único país del mundo que, en su sectarismo rancio, ha conseguido dividir incluso a las asociaciones de víctimas del terrorismo. Mediocre es un país que ha reformado su sistema educativo trece veces en tres décadas hasta situar a sus estudiantes a la cola del mundo desarrollado. Mediocre es un país que no tiene una sola universidad entre las 150 mejores del mundo y fuerza a sus mejores investigadores a exiliarse para sobrevivir.

Mediocre es un país con una cuarta parte de su población en paro que sin embargo encuentra más motivos para indignarse cuando los guiñoles de un país vecino bromean sobre sus deportistas. Es mediocre un país donde la brillantez del otro provoca recelo, la creatividad es marginada -cuando no robada impunemente- y la independencia sancionada. Un país que ha hecho de la mediocridad la gran aspiración nacional, perseguida sin complejos por esos miles de jóvenes que buscan ocupar la próxima plaza en el concurso Gran Hermano, por políticos que se insultan sin aportar una idea, por jefes que se rodean de mediocres para disimular su propia mediocridad y por estudiantes que ridiculizan al compañero que se esfuerza.

Mediocre es un país que ha permitido fomentado celebrado el triunfo de los mediocres, arrinconando la excelencia hasta dejarle dos opciones: marcharse o dejarse engullir por la imparable marea gris de la mediocridad.

El presidente de ATA, Lorenzo Amor

se mostró muy preocupado este miércoles durante el desarrollo del curso 'Emprendedores 2020' por la situación del empleo en España y puso el acento de la importancia del emprendimiento como generador de puestos de trabajo asegurando que "en los próximos meses va a ser más fácil crear tu propio empleo que encontrarlo". Los jóvenes deben generar su propio empleo, lo cual en los próximos meses va a ser mas fácil que encontrarlo. La tasa de emprendimiento de España esta muy lejos de la tasa de emprendimiento de los países anglosajones. Esto es un factor cultural y existe en España un anticultura del éxito. Ser empresario y ganar dinero esta mal visto. Ganar mucho dinero por méritos propios es inconcebible y se ve como un  pecado", afirmó.

 

 

 

Se dice que cultura, es todo aquello que un hombre necesita saber, para poder actuar de manera correcta, dentro de un grupo social. Hoy en día se habla de una cultura global. Ya que por medio de los avances tecnológicos, sobretodo en los referentes a la comunicación, estamos viviendo la época de la aldea global. Lo que muchos llaman, globalización. Efecto por el cual, la cultura de los países se han ido amalgamando. Ya que la cultura nacional, va traspasando la frontera geográfica. Y éste es un efecto, que sucede más rápido de lo que uno cree.

 

Se entiende con todo esto que no solamente la cultura nacional es necesaria para entender mejor a los demás y ser más tolerante, sino también la cultura internacional para ponernos al mismo nivel de los otros países avanzados.

 

Recomiendo por lo tanto a todo el mundo leer, leer, leer, leer, leer...................¡ y esto empieza con LA HISTORIA DE BENIEL !

Santiago Ramón y Cajal